Ver Noticia

El alcalde señala que la corporación municipal defiende el proyecto del regadío de Tierra de Barros

El alcalde de Almendralejo, José María Ramírez, ha estado presente junto al secretario general de Población y Desarrollo Rural, Manuel Mejías, a la asamblea de la Comunidad de Regantes, en donde se expuso un avanece de la situación actual de la redacción del proyecto del regadío de Tierra de Barros.

Ramírez indicó que se sigue avanzando y trabajando en ello y destacó la importancia del regadío ante el cambio climático. “Toda la corporación del Ayuntamiento está convencida de  que es importante para Almendralejo y Tierra de Barros y lo vamos a defender”, dijo el alcalde.

Mejías adelantó que el trabajo incluye la mejora de una planta fotovoltáica, ya que la Junta de Extremadura apuesta por las energías renovables en todos sus proyectos. Además cuentan con un plan de eficiencia energética para todos los regantes que utilizan riego presurizado en sus instalaciones. “Se está redactando desde la adaptación de los cultivos a los efectos del cambio climático y mitigar sus efectos en los mismos”, manifestó el secretario general de Población y Desarrollo Rural.

El proyecto de regadío comenzó a ejecutarse en mayo de 2018, y cuentan con 12 meses de plazo. El presupuesto por el que se licitó fue de 907.500 euros, IVA incluido, a la a la UTE constituida por NAVIER – INPROESA – VS INGENOVA.

El secretario general espera que el proyecto de obra esté concluido antes del verano para “seguir dando pasos”. En este sentido aclaró que la Junta de Extremadura sigue apostando por el regadío de Tierra de Barros y que, por tanto, el compromiso “sigue intacto”.

Tanto Mejías como Ramírez se refirieron a la necesidad de que haya un nuevo Gobierno en España, puesto que el anterior Ministerio de Agricultura, liderado por Luis Planas, se comprometió a otorgar a este proyecto la Declaración de Interés General, y así participar en su financiación con un tercio de los costes, la Junta con otro tercio y los regantes, con el tercio restante.

El proyecto contempla la transformación de 15.000 hectáreas y tendrá un coste de 197 millones de euros y afectará a las localidades de Aceuchal, Alange, Almendralejo, Fuente del Maestre, Mérida, Ribera del Fresno, Solana de Barros, Torremejía, Villafranca de los Barros, Villagonzalo, Villalba de los Barros y La Zarza.

Este proyecto beneficiará no solo a los propietarios y agricultores de los terrenos sino también a sectores de toda esa comarca y especialmente a la industria agroalimentaria.  El 63% de la superficie regable está dedicada al olivar y el 36% a la vid y la superficie media de la parcela es de 2,2 hectáreas por finca.

Imágenes adjuntas
Volver a la página anterior