Comunicación

Más de 250 efectivos velarán por la seguridad en la Feria de la Piedad

jls
Esta mañana se ha celebrado la Junta Local de Seguridad para establecer un dispositivo especial con motivo de las CCIII Fiestas de la Piedad y XLIX Feria de la Vendimia, que arrancan el viernes 12 de agosto y hasta el día 16. El alcalde, José María Ramírez y el subdelegado del Gobierno en Badajoz, Francisco Mendoza, han copresidido la Junta Local de Seguridad; a la que han asistido el concejal de Seguridad Ciudadana, Juan Arias, la concejala de Festejos, Tamara Rodríguez, así como representantes de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, jefe del Parque de Bomberos, Protección Civil y Cruz Roja.

Más de 250 efectivos velarán durante los cinco días de feria para que todo transcurra con normalidad, que se verán reforzados por agentes de la UPR con presencia fija en la feria. Los días de mayor afluencia aumentará la vigilanca y control, principalmente el fin de semana, con agentes que se desplazarán de otras localidades. Según ha señalado Francisco Mendoza, habrá presencia de la Unidad de Atención a la Familia y Mujer (UFAM) para informar y "proteger a las mujeres frente a posibles delitos de agresión".

El alcalde ha indicado que se ha elaborado un plan de autoprotección para la feria, según establece la normativa autonómica, y los eventos más multitudinarios, como el concierto de Vanesa Martín, el 13 de agosto, o el festejo taurino, el día 15, tienen los suyos propios. “Se prevé mucha afluencia de gente en esos días, por lo que la Guardia Civil establecerá los controles oportunos en los accesos”, ha indicado el primer edil.

En este sentido, Juan Arias ha avanzado que la Policía Local también llevará a cabo controles de alcoholemia en días puntuales, siguiendo las órdenes y las campañas llevadas a cabo por la Dirección General de Tráfico.

En cuanto al horario de las casetas de discoteca el horario de cierre se ha establecido a las siete de la mañana.

La Policía Local contará con un puesto en el recinto ferial. También Cruz Roja que va a proporcionar pulseras identificativas para prevenir la pérdida de niños en la Feria. Esta campaña está dirigida a los menores de siete años y a aquellos mayores que sufran pérdida de la orientación, para que sea más fácil su localización en caso de pérdida. Las pulseras identificativas llevan en tinta indeleble y permanente el nombre de los niños y niñas, así como el número de teléfono de sus padres, madres o tutores.

Ramírez ha pedido responsabilidad a todas las personas para poder vivir una feria tranquila y sin altercados.Esta mañana se ha celebrado la Junta Local de Seguridad para establecer un dispositivo especial con motivo de las CCIII Fiestas de la Piedad y XLIX Feria de la Vendimia, que arrancan el viernes 12 de agosto y hasta el día 16. El alcalde, José María Ramírez y el subdelegado del Gobierno en Badajoz, Francisco Mendoza, han copresidido la Junta Local de Seguridad; a la que han asistido el concejal de Seguridad Ciudadana, Juan Arias, la concejala de Festejos, Tamara Rodríguez, así como representantes de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, jefe del Parque de Bomberos, Protección Civil y Cruz Roja.

Más de 200 efectivos velarán durante los cinco días de feria para que todo transcurra con normalidad, que se verán reforzados por agentes de la UPR con presencia fija en la feria. El alcalde ha indicado que se ha elaborado un plan de autoprotección para la feria, según establece la normativa autonómica, y los eventos más multitudinarios, como el concierto de Vanesa Martín, el 13 de agosto, o el festejo taurino, el día 15, tienen los suyos propios. “Se prevé mucha afluencia de gente en esos días, por lo que la Guardia Civil establecerá los controles oportunos en los accesos”, ha indicado el primer edil.

En este sentido, Juan Arias ha avanzado que la Policía Local también llevará a cabo controles de alcoholemia en días puntuales, siguiendo las órdenes y las campañas llevadas a cabo por la Dirección General de Tráfico.

En cuanto al horario de las casetas de discoteca el horario de cierre se ha establecido a las siete de la mañana.

La Policía Local contará con un puesto en el recinto ferial. También Cruz Roja que va a proporcionar pulseras identificativas para prevenir la pérdida de niños en la Feria. Esta campaña está dirigida a los menores de siete años y a aquellos mayores que sufran pérdida de la orientación, para que sea más fácil su localización en caso de pérdida. Las pulseras identificativas llevan en tinta indeleble y permanente el nombre de los niños y niñas, así como el número de teléfono de sus padres, madres o tutores.

Ramírez ha pedido responsabilidad a todas las personas para poder vivir una feria tranquila y sin altercados.